Las bombas sumergibles para pozos profundos van desde 4” hasta las 10”, en su gran mayoría son accionadas por motores eléctricos que se pueden sumergir, que pueden ser monofásicos o trifásicos. Son construidas en monobloques de varias etapas lo que las hace sean ideales para pozos profundos de agua, se pueden utilizar en sistemas de riegos, en achiques, para fincas agrícolas y ganaderas. También pueden ser utilizadas en fosos, sumideros, lagunas, estanques, etc.

Los materiales que se utilizan para su fabricación van desde el hierro fundido, bronce hasta de acero inoxidable, estas últimas son muy resistentes al depósito de minerales o algas.

Están diseñadas con un impulsor flotante lo que las hace más resistentes al manejo de sólidos con agua en suspensión o abrasión, sin embargo esto no es una regla, ya que en la mayoría de los pozos el agua que se extrae por medio de este sistema, sale la mayoría de las veces complementamente limpia, ahora bien es importante destacar que ciertas empresas fabrican este tipo de bombas exclusivamente para extraer solidos del subsuelo, es el caso de la empresas petroleras cuando están realizando labores de perforación de pozos petroleros.

¿Cómo se clasifican las bombas sumergibles?

Ellas se clasifican de la siguiente manera:

  • Las llevan 0 % de sólidos, los líquidos que se extraen son limpios, sin sólidos y sin abrasivos.
  • Las que soportan 5 %, 20 %, 40 % y 70 %, de sólidos en peso, líquidos con sólidos y abrasivos, estas son las que se conocen como bombas sumergibles para lodos.

Uso de las bombas sumergibles

  • Se utilizan para achicar aguas residuales y de lluvias.
  • Para la extracción de agua de pozos profundos, utilizada en fincas de siembras para la agricultura y para la ganadería.
  • Para el dragado de puertos, los ríos e incluso en el mar.
  • Las empresas constructoras para el desagüe de sus sitios de trabajo, inundaciones en sótanos, etc.